Cataratas en perros: factores a comprobar antes de la cirugía

Las cataratas en perros suelen aparecer con la edad, si bien existen ciertas razas y patologías y aumentan las posibilidades de desarrollar cataratas. Te explicamos lo que hay que saber antes de someter a tu perro a una cirugía de cataratas.
cataratas en perros
Imagen de Vets Affinity

Si tu perro adquiere un aspecto blanquecino opaco del cristalino y se encuentra torpe al moverse, es importante realizar una revisión oftalmológica para valorar si tiene cataratas. Las cataratas en perros suelen ser hereditarias y afectan a los perros de mayor edad.


Un diagnóstico y tratamiento tempranos son importantes para que el perro no quede de manera permanente con pérdida de visión. La cirugía es similar a la de las personas. Se extrae el cristalino y se coloca una prótesis. No obstante, antes de realizar una cirugía de cataratas en perros es básico comprobar una serie de factores.

 

↓ Descarga la guía:

 

Antes de la cirugía de cataratas en perros

A priori hay que comprobar lo siguiente:

  • Un examen completo del ojo. Sirve para determinar si el ojo está en condiciones de ser operado.
  • Un electrorretinograma para valorar la funcionalidad de la retina
  • Una ecografía ocular para examinar el fondo de ojo. Estas 2 pruebas son básicas para asegurarnos de que el perro va a recuperar su visión al extraerse la catarata.

Como la cirugía de cataratas en perros se realiza bajo anestesia general, también hay que hacer una revisión del perro en conjunto, mediante una evaluación pre quirúrgica. Esta evaluación incluye una analítica sanguínea, control tensional y una revisión de la historia del perro.

Previamente a la cirugía se pueden ir introduciendo una serie de cambios que facilitarán el periodo postoperatorio. Por ejemplo, se puede acostumbrar al perro a usar el cono. Si antes de la cirugía lo lleva colocado durante cortos periodos de tiempo, no estará tan asustado durante el postoperatorio.

 

Evitar complicaciones

Realizar la cirugía de cataratas en perros a tiempo evita complicaciones como infecciones o inflamaciones oculares. Por ejemplo, si ha pasado mucho tiempo y la catarata ya está muy evolucionada, al ser tan dura es más complicada la cirugía, pudiendo surgir más complicaciones durante la misma.

Es una cirugía que necesita anestesia. Las complicaciones ocurren en un bajo porcentaje de casos que se sitúa en torno al 5%.

 

Recomendaciones después de la cirugía de cataratas en perros

  • Evitar largos periodos de ejercicio: el perro necesita reposo para poder recuperarse. Si es un animal muy inquieto. Los paseos tendrán que realizarse con un arnés, para evitar movimientos bruscos. Nada de carreras o juegos.
  • Colocar el cono protector: evita que se haga daño mediante el rascado. Idealmente deberá llevarlo 4 semanas.
  • Administrarle los medicamentos recetados por el veterinario: así evitarás la aparición de infecciones. Además hay que estar vigilante con la posible aparición de reacciones de sensibilidad. Hay que consultar con el veterinario en caso de aparición de legañas o si se encuentra irritable e hinchado. Puede ser una reacción al medicamento con una solución muy sencilla, el cambio por otra fórmula.
  • Olvidarse de los baños durante las 3 semanas que siguen a la cirugía de cataratas en perros.

 

Fuentes: mascotafiel.com y oftalmologiaveterinaria.es

 

Post relacionados:

 

fisiopatología gastrointestinal: estructura y funcionamiento

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es necesaria para saber que no eres un robot y tu comentario no es spam
3 + 3 =
Resuelva este simple problema matemático y escriba la solución; por ejemplo: Para 1+3, escriba 4.
Descubre nuestras guías
Recibe las últimas novedades y consejos en veterinaria
fisiopatología gastrointestinal: estructura y funcionamiento
Calendario
 
Septiembre 2016
 
Lun
Mar
Mié
Jue
Vie
Sáb
Dom
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25