El cachorro Chow Chow

El cachorro Chow Chow

Este pequeño perrito, con cabeza de león y cuerpo de oso, tiene un carácter bastante difícil. Altanero y orgulloso, cuesta hacerle obedecer y su educación requiere tanta dedicación como su acicalamiento, especialmente en lo relativo a su piel y pelo. En este artículo te contamos todo lo que debes saber sobre tu cachorro Chow Chow.

EL CACHORRO CHOW CHOW: UN PEQUEÑO REBELDE

Lo primero que deberás entender si has llevado un cachorro Chow Chow a tu casa, es que tu perro pertenece a una raza refinada, distinguida y altanera. De carácter orgulloso e independiente, puede mostrar un comportamiento muy refractario e incluso felino. Aunque establecerá una sólida y profunda relación contigo, no será muy demostrativo de su afecto ni tampoco se mostrará muy obediente frente a nada ni nadie. Y tratándose de un perro muy susceptible a los retos y reprimendas, deberás dejarle bien claro quién es el líder de la manada.



Además, tiene poca tolerancia con los de su especie y tiende a pelearse con otros perros. Así que tu misión será enseñarle a obedecer y lograr que sea un perro dócil y sumiso. ¿Tarea difícil? Sí, mucho; pero no imposible. Debido a su elevada autoconfianza, será feliz si -como dueño- te muestras firme y seguro de ti mismo. Inspírale autoridad y respeto, edúcalo con mucha dedicación; dispón de tu tiempo para sociabilizarlo: será una gran inversión para el futuro y lograrás convertir toda su obstinación en confianza y devoción por ti. Y para construir la confianza del vínculo, acostumbra a tu cachorro Chow Chow a abrirle la boca, a dejarse tocar por todo el cuerpo, limpiarle ojos, oídos, cepillarle y bañarle.


ACICALAMIENTO DIARIO

Las sesiones de cuidados esenciales como el cepillado, lavado y acicalamiento consolidan las relaciones entre perro y dueño, refuerzan la confianza y le enseñan a obedecer. Esto funciona, y mucho, en razas como el Chow Chow. Hazlo: aprenderá e, incluso, lo disfrutará.


OJO CON LOS DIENTES Y LAS ENCÍAS

Una vez a la semana, somete a tu cachorro Chow Chow a un examen bucal para verificar que su dentadura y encías estén en orden. También es importante limpiarle regularmente los ojos con un algodón húmedo mientras le sostienes la cabeza, aunque esta situación no podrá realizarse de manera tranquila y natural hasta que haya asimilado las órdenes de 'siéntate' y 'quieto'.



Ten en cuenta que esta raza tiende a desarrollar una enfermedad del ojo llamada entropión. Consiste en un enroscamiento del párpado por el interior, hacia la córnea. Aunque no se trata de una patología excesivamente grave o preocupante, sí es muy dolorosa, por lo que tu cachorro Chow Chow tratará de frotarse el ojo medio cerrado con las patas. En ocasiones, puede ser necesaria una intervención quirúrgica. Para prevenir esta enfermedad es importante que lleves a cabo regularmente la limpieza de sus ojos.


¡TUMBADO!

Una de las órdenes más importantes que debes enseñar a tu cachorro Chow Chow es la de quedarse tumbado, ya que te permitirá llevarlo a cualquier parte con la seguridad de que se comportará bien. Además, asegúrate de que tu perro hace ejercicio de forma regular.



Tu cachorro Chow Chow, con su peculiar carácter, puede ser tu amigo más fiel. Si entiendes su carácter, practicas su educación y cuidas su pelo, ojos y dientes vuestra relación será inquebrantable.


Si entiendes su carácter, practicas su educación y cuidas su pelo, ojos y dientes vuestra relación será inquebrantable.

Artículos que te
pueden interesar