Mi perro se rasca mucho, ¿por qué?

Mi perro se rasca mucho, ¿por qué?

Una de las frases más comunes que escuchan los veterinarios es: ¡mi perro se rasca mucho! Pero, ¿por qué se rascan los perros? Aunque es un hecho habitual, la respuesta no es del todo sencilla, ya que existen muchas posibles causas. Repasemos las más frecuentes…

“¿POR QUÉ MI PERRO SE RASCA MUCHO?”

 

Igual que para ti, para tu perro, sentir picor es algo muy molesto. Y si se rasca en exceso, es posible que tenga algún problema que deberías resolver. Por eso, te aconsejamos ir al veterinario para comentarle, como tantas veces ha oído: “mi perro se rasca mucho”.

 

Los motivos por los que se rascan los perros pueden ser muy distintos. Estos son los 4 más comunes:

  • Pulgas o garrapatas

    Estos parásitos, sobre todo las pulgas, pueden ser el motivo por el que tu perro se rasca mucho. Si las tiene, es probable que tu compañero padezca una dermatitis alérgica a su picadura. Esta reacción a la saliva de las pulgas produce síntomas como hinchazón en la piel, enrojecimiento o alopecia y puede hacer que tu perro se rasque hasta provocarse heridas. Las zonas más comunes donde aparecen las lesiones y donde te recomendamos mirar son las axilas, el abdomen y la base de la cola.

  • Sarna

    ¿Por qué se rascan los perros? En ocasiones (especialmente si el perro no tiene una buena dieta y tiene las defensas bajas), porque tienen sarna, una enfermedad de la piel provocada por un tipo de ácaro. Este minúsculo organismo se alimenta de la piel del animal infectado y, al mismo tiempo, fabrica túneles en ella para depositar sus huevos. Si se contagia de sarna, tu perro se rascará mucho y se producirá costras, enrojecimiento e inflamación en la piel de tanto hacerlo. Las zonas que se verán afectadas son aquellas donde no tiene pelo, como alrededor de los ojos y las orejas, en las ingles y en los codos.

  • Alergia alimentaria

    Comer algo que le produzca alergia, ya sea puntualmente o de manera habitual en su dieta, puede ser uno de los motivos por los que tu perro se rasca mucho. Los síntomas que esto puede causarle son picor en cara, orejas, axilas, ingles y abdomen, además de la inflamación y el enrojecimiento de la piel. Ante este problema, una dieta hipoalergénica de calidad, con ingredientes equilibrados y de gama alta, puede ser la solución perfecta.

  • Dermatitis atópica

    Si tu perro tiene mucha sensibilidad hacia sustancias como el polen, los ácaros del polvo o el moho y se ve expuesto a ellas, puede desarrollar dermatitis. Los signos que verás en su piel son enrojecimiento, granitos, descamación e irritación en zonas como la cara, el interior de las orejas, el cuello, las axilas, las ingles, el abdomen y los espacios que tiene entre los dedos. Si su piel está sana, tu compañero tendrá menos posibilidades de tener estos problemas, y una alimentación de alta calidad y con productos naturales le será de gran ayuda para ello.

     

 

Estas son las razones más frecuentes por las que puede que tu perro se rasque mucho, pero existen más. Así que, si le miras y te dices “mi perro se rasca mucho”, lo recomendable es que llames a tu veterinario. Él es quien puede examinarlo correctamente, encontrar la causa del problema y, sobretodo, aplicar el tratamiento adecuado.

 

En general, cubrir sus necesidades y darle una buena alimentación son dos factores vitales para la felicidad, las defensas y la salud de tu mejor amigo. Como siempre, más vale prevenir que curar.

Artículos que te
pueden interesar