Síntomas y tratamiento de la displasia de codo en perros

Síntomas y tratamiento de la displasia de codo en perros

¿Te has dado cuenta de que tu perro cojea? A continuación te explicamos todo lo que necesitas saber sobre la displasia de codo en perros por si tu compañero la padece.

La displasia de codo en perros causa dolor y cojera, fundamentalmente de las patas delanteras. Se trata de un tipo de enfermedad degenerativa que afecta a la articulación del codo y causa alteraciones en el crecimiento de perros jóvenes. 

 

 

QUÉ CAUSA LA DISPLASIA DE CODO EN PERROS

 

La displasia de codo en perros puede estar causada por múltiples factores. El genético es seguramente el más importante, pero el desarrollo y la evolución de la enfermedad dependen de otros muchos, como la alimentación, el exceso de ejercicio, la tasa de crecimiento, el peso, los traumatismos o ciertos defectos en el crecimiento del cartílago de la articulación.

 

También debes saber que los perros de razas grandes y gigantes están más predispuestos a padecerla. Por ejemplo el boyero de Berna, el pastor alemán, el golden retriever, el san bernardo o el mastín napolitano.

 

 

SÍNTOMAS DE LA DISPLASIA DE CODO EN PERROS 

 

En la mayoría de los casos, la displasia de codo en perros aparece por primera vez cuando el animal es joven (entre los 4 y los 6 meses). Puede darse solo en una extremidad delantera, pero normalmente afecta a las dos.

 

Los síntomas más frecuentes son inflamación, dolor y cojera, que empeora tras el ejercicio y mejora después del reposo. Aunque algunos perros no muestran signos hasta bien avanzada la enfermedad.

 

Si observas estos síntomas en tu compañero, no dudes en llamar al veterinario para que pueda realizar las pruebas necesarias para el diagnóstico de la displasia de codo en perros, como radiografías o quizá una resonancia magnética o Tac.

 

Hay perros que consiguen mantener una actividad más o menos normal a lo largo de su vida. Sin embargo, es una enfermedad degenerativa y, con el tiempo, va deformando la extremidad y causando pérdida de movimiento.

 

 

TRATAMIENTO DE LA DISPLASIA DE CODO EN PERROS

 

La displasia de codo en perros puede tratarse de dos formas, dependiendo del tipo de lesión y de su gravedad.

  • Tratamiento conservador: es el más indicado en los casos leves en los que aún no han empezado los procesos degenerativos. Consiste en administrar antiinflamatorios, analgésicos y condroprotectores (fármacos que favorecen la hidratación y nutrición del cartílago).

  • Tratamiento quirúrgico: la mayoría de las veces, la displasia de codo en perros requiere cirugía, que puede ser de distintos tipos dependiendo del problema que presente la articulación.

El diagnóstico precoz de la displasia de codo en perros contribuye a que el tratamiento conservador sea eficiente y a retrasar el progreso de la enfermedad.

QUÉ CUIDADOS NECESITA UN PERRO CON DISPLASIA EN EL CODO

 

Si tu perro tiene displasia en el codo, la fisioterapia y la rehabilitación le ayudarán a mejorar la movilidad, aumentar o mantener la masa y el tono muscular, controlar el dolor, corregir las malas posturas compensatorias, etc.

 

El control de peso y una alimentación adecuada también serán fundamentales para él, tanto antes como a lo largo de la evolución de la patología. Una buena opción para cuidar la salud y la movilidad de sus articulaciones es la alimentación Articular de ADVANCE

 

Es conveniente que evites los suelos resbaladizos, las escaleras y rampas, así como realizar ejercicios intensos que fuercen o dañen las articulaciones.

 

También existen colchones ortopédicos especiales que le ayudarán a estar más cómodo y a descansar mejor. En estas enfermedades degenerativas, ayudarle a mantener una buena calidad de vida y evitarle los dolores innecesarios es importante.

 

En el caso de que necesite tratamiento quirúrgico, tu compañero deberá guardar reposo después de este, con el movimiento restringido durante varias semanas. Además, tendrás que realizar la limpieza y los cuidados de la herida que el veterinario te indique y utilizar un collar isabelino para evitar que pueda lamerse o tocarse la zona.

 

Usar complementos ortopédicos para el codo puede ayudarle a recuperarse de la intervención y a mantener la articulación en mejor estado, protegiéndola y estabilizándola.

 

 

Como sucede con todos los problemas de salud degenerativos, el diagnóstico precoz de la displasia de codo en perros contribuye a que el tratamiento conservador sea eficiente y a retrasar el progreso de la enfermedad. Por eso, si ves a tu perro mostrar síntomas de cojera, no dudes en llevarlo al veterinario para que pueda realizarle un chequeo lo antes posible.

Descubre la mejor comida para tu perro

Empezar test

Artículos que te
pueden interesar