Saluki

Altura:
de 58 a 71 centímetros.

Peso: 20 kilogramos.

Color: muy variado; crema, blanco, dorado, rojo, gris y fuego, tricolor -blanco, negro y fuego-, negro y fuego y variaciones y matices de todos ellos.

Longevidad: de 10 a 12 años.

Características

El Saluki es una de las razas puras más antiguas que existen. Procede de Oriente Próximo y su nombre significa 'lebrel' en árabe clásico, una raza con la que está emparentada. Este corcel de aspecto elegante y nerviosa musculatura es un perro extremadamente inteligente y es particularmente fiel y leal.

Algunas excavaciones arqueológicas realizadas en Oriente Medio han sacado a la luz relieves y murales de hace aproximadamente 9.000 años en los que aparecen representados ejemplares de Saluki. No solo eso. Cerca de la ciudad sumeria de Ur, en la desembocadura del Éufrates se encontró un esqueleto de Saluki de cerca de 7.000 años de antigüedad. Los orígenes ancestrales de esta raza son, de esta manera, incuestionables. Los antiguos egipcios le llamaban 'perro real' y era tan estimado, que cuando moría un ejemplar de esta raza era momificado y enterrado con sus más valiosos ornamentos.

El Saluki ha estado acostumbrado desde tiempos inmemoriales a correr por las estepas asiáticas y a apresar liebres, zorros o gacelas. Posteriormente, allá por el siglo II, hizo su aparición en Europa, pero no sería hasta 1878 que la raza fue registrada por primera vez en el Kennel Club de Londres.

Estándar

Características generales. Apariencia simétrica y graciosa. Tiene gran velocidad y resistencia, así como fuerza y agilidad. El conjunto da una impresión de nobleza.

Cabeza, cara y cuello. La cabeza es larga y estrecha, con un cráneo bastante ancho a la altura de las orejas. Éstas son largas y móviles, con pelo largo y sedoso y que cuelgan cerca de la cabeza. La nariz es de color negro o marrón. Los dientes son fuertes y regulares. Los ojos son brillantes, grandes y ovalados sin resultar prominentes y su color varía del más oscuro al color avellana. La mirada expresa dignidad y amabilidad. El cuello es largo y flexible pero al mismo tiempo muy musculoso.

Cuerpo. El pecho es profundo y bastante estrecho. Tiene el dorso bastante ancho, con los músculos arqueados encima de los riñones. Los hombros están inclinados y echados de manera muy clara hacia detrás. Presentan una musculatura notable sin dar impresión de pesadez. Su pelo es liso y suave con algunas franjas sedosas en los miembros y en la parte posterior de los muslos.

Extremidades. Miembros anteriores rectos y largos desde el codo a la rodilla y miembros posteriores caracterizados por presentar una rodilla moderadamente plegada y un corvejón bajo para potenciar la carrera y el salto. Los pies son bastante alargados, con los dedos estirados y arqueados sin ser planos y sin formar 'pies de gato'.

Carácter

Tímido pero afectuoso

Este perro, de indudable atractivo, y un cierto halo misterioso es algo tímido y no es precisamente el más expresivo o entusiasta de los perros. El Saluki es una raza ciertamente reservada, lo que no quiere decir que no tenga afecto por sus dueños ni que no se lo demuestra, pero sí es cierto que no es un perro nervioso que continuamente esté ladrando o saltando tratando de llamar su atención. Su manera de buscar el cariño de su dueño es acercándose de manera calmada y moviendo la cola para demostrarle que se alegra de verlo. El Saluki puede permanecer horas descansando sobre una alfombra y al minuto ponerse a correr como un galgo. Con un carácter algo imprevisible, no dude que, pese a sus pocas muestras de afecto –en comparación con otras razas- el Saluki es un perro que establece unos lazos de afecto y cariño hacia sus dueños de gran fortaleza.

No muestra simpatía a los desconocidos

Ya lo sabemos. El Saluki es un perro algo reservado y no demasiado expresivo. No es de extrañar entonces que no haga muestras excesivas de afecto a los desconocidos. Dado que es un perro tímido no cabe esperar de él que se haga amigo de los visitantes con rapidez. Prefiere moverse por la casa de manera tranquila y silenciosa. Así es su manera de ser. Con otros perros puede parecer que se muestre algo altivo dado que rehúye el contacto físico. Nada más lejos de la realidad. Le gustan los otros perros pero no es muy dado al contacto demasiado íntimo con sus congéneres.

Un perro independiente

No es el Saluki un perro acostumbrado a incorporarse o a formar jaurías. Cuando va –o iba- de caza, prefería hacerlo en solitario o, en todo caso, en asociación con un halcón. Su temperamento no es el más adecuado para integrarse en grupos, se trata de un perro más bien independiente y solitario, muy hábil para la caza y veloz, pero no es el más sociable precisamente.

Día a día

El dueño de un Saluki no se debe guiar por la apariencia elegante y algo esnob de este perro, ya que le puede generar malentendidos. Esta raza no es un objeto de lujo para dejar en casa aletargado entre alfombras y viendo pasar la vida. Todo lo contrario. Se trata de un perro muy activo que necesita correr para rememorar su pasado de cazador y mantener su buena forma física. Si su dueño entiende esto, puede tener perfectamente a un ejemplar de esta raza en un apartamento en la ciudad, siempre que le saque de paseo con regularidad. Eso es innegociable.

Un perro con savoir fare

La apariencia del Saluki, tan esbelta y estilizada, es innegablemente elegante. Súmele a esto el carácter tranquilo, discreto y equilibrado que le caracteriza y tendrá ante usted un perro educado y de modales exquisitos. Nunca molesta cuando la familia está en la mesa, de manera que puede estar tranquilo cuando tenga visitas. El Saluki es un perro que sabe comportarse. Todo un gentleman.

No es un gran comedor

A la vista de su constitución es fácil pensar que este esbelto perro no tiene unas necesidades alimenticias demasiado abundantes. Realmente es un perro de apetito frugal, no come demasiado pero si es bastante exigente con respecto a la calidad de la comida. Es un pequeño sibarita. Téngalo en cuenta cuando escoja el tipo de comida seca con que piensa alimentarlo.

Además, por las características de su piel sensible y fina y su pelo abundante, su dieta requerirá suficiente aporte de vitaminas y ácidos grasos esenciales.

Apto para la vida en un apartamento

Pese a que es todo un atleta y cuando comienza a correr no hay quien le pille, el Saluki no es un perro rústico, de manera que la vida en un piso, siempre que se adapte a las necesidades físicas del perro, es totalmente viable. Le gusta mucho la velocidad y el aire libre, pero también disfruta enormemente de la comodidad de la casa, sobre todo de las mullidas alfombras, una querencia que debe proceder de su origen persa.

Cuidados

Salud

El Saluki puede llegar a alcanzar los 14 años de vida y no padece enfermedades con demasiada frecuencia. Es un perro que, gracias a su origen en Oriente Próximo, resiste muy bien el calor, pero no así el frío, de manera que vigile a su compañero cuando las temperaturas bajen y no se le ocurra dejarlo fuera de casa. Debido a su tamaño y a sus dotes para el galope puede verse afectado por displasia de cadera, aunque menos que otras razas de su tamaño, así que se aconseja vigilarlo con cuidado para, ante la más mínima señal de que pueda padecer esta disfunción, acudir al veterinario.

No tienen demasiada predisposición a enfermedades genéticas excepto a ciertas patologías oculares y algunos tipos de cáncer; por ejemplo, de la zona nasal. Recordar que, como otras razas de lebreles, los Saluki son más sensibles a los medicamentos anestésicos que los perros en general, en parte debido a la poca cantidad de grasa y la gran cantidad de músculo en proporción, de su cuerpo.

Higiene básica

Gracias a su fino pelaje, el Saluki no requiere de grandes cuidados ni de ningún tipo de acicalamiento. Solo conviene cepillar las franjas con pelaje mas largo para evitar la formación de nudos. También conviene limpiar con asiduidad sus orejas ya que al ser colgantes pueden atrapar suciedad con mucha facilidad. El baño con jabón es algo restringido únicamente a aquellas ocasiones en que el perro aparezca lleno de barro o suciedad.

Puppy

Ya que es un perro de una sensibilidad bastante particular, hay que tratarlo con especial paciencia y dulzura desde muy pequeño. De cachorro, el Saluki tampoco es excesivamente nervioso, así que si le gustan las mascotas silenciosas, ésta es una inmejorable opción.

¿Sabías que ...?

El Saluki es uno de los perros que obtiene mejores tiempos en los canódromos. Su rapidez y su constitución adaptada a la velocidad le han hecho obtener los mejores tiempos en las competiciones, solo superado por el galgo o greyhound.

Productos relacionados