Abstracts

Tromboembolismo aórtico en perros: 21 Casos (1999-2004)

IVECCS Forum 2005

M.F. Whelan; T.E. O'Toole; L. Lipitz; E.A. Rozanski; J.E. Rush Cummings

 

Introducción: El objetivo del estudio es describir los signos clínicos, la enfermedad concurrente, y el resultado después del tratamiento del tromboembolismo aórtico (ATE) en perros. Se revisa el expediente médico de perros con ATE basándose en la ecografía abdominal.

Resultados: En total se identifican 21 casos. Los motivos de consulta incluían vómitos, anorexia, cojera, debilidad de los miembros posteriores, y dolor. La duración media de los síntomas de ATE antes de la admisión al hospital era 14 días (rango: 0.5-180 días). Las enfermedades concurrentes incluyeron: nefropatía con pérdida de proteínas (6/21), enfermedad cardíaca (4/21), neoplasia (2/21), enfermedad hepática (2/21), diabetes mellitus (1/21), infecciones del tracto urinario crónicas (1/21), hiperadrenocorticismo (1/21), y no identificadas (4/21). Los dueños de dos perros rehusaron el tratamiento. Los perros recibieron pautas de tratamiento que incluyeron: anticoagulantes (8/21); trombolíticos sistémicos (4/21); trombolectomía vía cateterización por globo (5/21); infusión local de trombolíticos (tPA) vía cateterización aórtica (1/21), y amputación de miembro sin terapia adjunta (1/21). Diez perros fueron eutanasiados, 4/21 murieron en el hospital, y 7/21 fueron dados de alta. De los cinco perros a los que se les realizó la cateterización para trombolectomía, 3/5 murieron en el postoperatorio, 1/5 fue eutanasiado, y 1/5 fue dado de alta, pero eutanasiado dos meses más tarde. El perro con la infusión trombolítica local fue eutanasiado. De los cuatro perros que recibieron anticoagulantes y trombolíticos sistémicos, tres fueron eutanasiados y uno murió en el hospital. De los dos casos que rehusaron el tratamiento, uno fue dado de alta y el otro fue eutanasiado. De el resto de perros que fueron dados de alta, dos murieron en casa y sólo 3/21 están bien.

Importancia clínica: Los perros con ATE de este estudio tenían historias médicas previas de mucho tiempo atrás, y la duración de los síntomas era variable. A pesar de varias pautas de terapia, el tratamiento fue en gran parte ineficaz y la supervivencia pobre.