ABSTRACTS

Características clínicas de la miopatía inflamatoria no infecciosa en el perro bóxer.

Hong HP, Thomovsky SA, Lewis MJ, Bentley RT, Shelton GD.
J Small Anim Pract. 2021 May 17

  • El objetivo del estudio era evaluar las características clínicas, el tratamiento, el resultado y la asociación potencial entre la miopatía inflamatoria no infecciosa y la malignidad en perros bóxer.
  • Se realizó un estudio retrospectivo en el que se incluyeron perros bóxer diagnosticados histológicamente con miopatía inflamatoria no infecciosa en el Laboratorio Neuromuscular Comparativo de la Universidad de California en San Diego desde 2010 hasta 2018 y con los registros médicos completos. Se registró la reseña del animal, la historia, los signos clínicos, los hallazgos clinicopatológicos, el tratamiento y el resultado.
  • Se incluyeron 28 perros bóxer con miopatía inflamatoria no infecciosa, de 1 a 11 años de edad. Dieciocho eran machos (16 castrados; dos enteros) y 10 eran hembras (siete castradas; tres enteras). Los signos clínicos incluían debilidad generalizada (n=17), disfagia (n=11) y pérdida de peso (n=10). La actividad de la creatina quinasa en suero estaba elevada en los 20 casos analizados (rango de 908 a 138.000 UI/L). Un perro tenía una infiltración neoplásica de células redondas indiferenciadas dentro del músculo en el momento del diagnóstico de la miopatía inflamatoria. Cinco perros habían tenido mastocitomas y a 21 perros no se les diagnosticó neoplasia antes, en el momento o después del diagnóstico de miopatía inflamatoria. El tratamiento incluyó monoterapia con glucocorticoides (n=12), monoterapia con ciclosporina (n=1) o múltiples medicamentos inmunosupresores (n=14). Seis perros mejoraron neurológicamente, 11 mejoraron, pero recayeron mientras estaban en tratamiento, y siete no mejoraron. Ocho perros fueron eutanasiados, uno murió y cuatro se perdieron durante el seguimiento.
  • Según este estudio, los perros bóxer con miopatía inflamatoria no infecciosa pueden presentar debilidad generalizada y disfagia. El resultado exitoso a largo plazo es poco común. La relación entre la neoplasia y la miopatía inflamatoria no infecciosa en los perros bóxer sigue sin estar clara. Estarían justificados estudios futuros prospectivos con una cohorte mayor.