ABSTRACTS

Características patológicas oftalmológicas de las neoplasias multicéntricas o metastásicas de origen extraocular en perros y gatos.

Bandinelli MB, Viezzer Bianchi M, Wronski JG, Santos de Mello L, Blanco DeMartini R, Savi , Sonne L, Driemeier D, Petinatti Pavarini S.
Vet Ophthalmol. 2020 Sep;23(5):814-827

  • El objetivo de este estudio era caracterizar la frecuencia y distribución de las neoplasias oculares secundarias en perros y gatos detectadas durante la necropsia.
  • Se realizó un análisis retrospectivo de los informes de necropsia de perros y gatos de una universidad, y se seleccionaron los casos con neoplasias metastásicas/multicéntricas de origen extraocular, que afectaban a los ojos. Desde enero de 2015 hasta enero de 2019, identificamos un total de 233 perros y 100 gatos con enfermedad metastásica.
  • De todos los animales, el 11,6% (27/233) de los perros y el 13% (13/100) de los gatos tenían metástasis oculares. El linfoma fue la neoplasia multicéntrica más común que afectaba a los ojos de ambas especies. En los perros, estas afectaciones por neoplasias linfoides se produjeron de forma bilateral, predominantemente en la úvea anterior, y fueron por linfomas difusos de células B grandes, linfoblásticos de células T, de células T periféricas sin especificar y linfomas de células B linfocíticas. En los gatos, el linfoma de células T asociado al virus de la leucemia felina (FeLV) fue el más común. El carcinoma mamario fue la segunda neoplasia metastásica ocular más común en perras, con una afectación predominantemente unilateral del tracto uveal. En las gatas, después del linfoma, los carcinomas pulmonares y de células escamosas fueron las neoplasias multicéntricas/metastásicas más comunes en los ojos. Se detectaron casos individuales de colangiocarcinoma, hemangiosarcoma y quemodectoma en perros, así como carcinoma cribiforme de glándula mamaria, carcinoma de glándula salival y sarcoma histiocítico en gatos.
  • En este estudio, los ojos de los perros estaban afectados principalmente por un linfoma o un carcinoma de glándula mamaria como principal neoplasia metastásica/multicéntrica, mientras que los de los gatos lo estaban sobre todo por un linfoma, un carcinoma pulmonar o un carcinoma de células escamosas. Este es el primer estudio que identifica el colangiocarcinoma y el quemodectoma en perros, además de identificar el carcinoma de glándulas salivales en gatos como causa principal de neoplasia metastásica/multicéntrica que afecta a los ojos.