ABSTRACTS

El riesgo de cáncer de vejiga y linfoma en perros se asocia a los índices de contaminación según el lugar de residencia.

Smith N, Luethcke KR, Craun K, Trepanier L.
Vet Comp Oncol. 2021 Sep 4

  • En las personas el carcinoma urotelial (UCC) y el linfoma no Hodgkin se consideran cánceres ambientales. En perros no existe mucha información sobre el riesgo ambiental de UCC y linfoma.
  • El objetivo de este estudio era determinar si los perros con estos cánceres, en comparación con perros control no afectados, viven en lugares con mayores contaminantes en el agua del grifo o con mayores niveles de contaminación atmosférica, según las mediciones de la Agencia de Protección Ambiental (EPA) y las estimaciones de riesgo de exposición química de la Evaluación Nacional de Tóxicos del Aire. Se incluyeron perros con direcciones domiciliarias disponibles de dos poblaciones de casos y controles publicadas anteriormente: 66 perros con UCC y 70 controles no afectados; y 56 perros Boxer con linfoma y 84 controles Boxer no afectados. 
  • Los trihalometanos totales del agua del grifo, que son subproductos de la desinfección del agua, eran más de 3 veces superiores en los lugares de residencia de los casos de UCC en comparación con los controles (P < 0,0001), y una mayor proporción de perros con UCC vivían en lugares que superaban los límites de ozono de la EPA (41,8%) en comparación con los controles (13,6% P = 0,0008). Más Boxers con linfoma vivían en lugares que excedían los límites de ozono de la EPA (52,1%) en comparación con los controles (29,0%; P = 0,018), con estimaciones de riesgo de exposición más altas para el 1,3-butadieno y el formaldehído en el aire (P = 0,004-0,005). 
  • Estos datos apoyan la hipótesis de que los contaminantes del agua del grifo y los contaminantes ambientales transmitidos por el aire contribuyen al riesgo de carcinoma urotelial y linfoma en perros. Si estos resultados reflejaran relaciones causales, sería posible que las unidades de filtración del agua del grifo y los controles más eficaces de la contaminación del aire pudieran disminuir la incidencia general de estos cánceres en los perros