Abstracts

Encuesta sobre la prácticas y precepciones en cuanto a la onquinectomía felina entre los centros privados veterinarios

Ruch-Gallie R, Hellyer PW, Schoenfeld-Tacher R, Kogan LR.
J Am Vet Med Assoc. 2016 Aug 1;249(3):291-8
  • Este trabajo pretende estimar la proporción de veterinarios de centros privados que trabajan con pacientes felinos, que realizan o no realizan onquinectomía, y evaluar las actitudes y las prácticas relacionadas con la onquinectomía. Se realizó una encuesta on-line anónima que se dirigió a 3.441 veterinarios entre el 18 de junio de 2014, hasta el 9 de julio de 2014.
  • No todos los encuestados respondieron a todas las preguntas. El 72.7% (2.503 de 3.441) respondieron a la encuesta e indicaron que realizaban onquinectomía, mientras que 827 (24,0%) indicaron que no la hacían; 1.534 de 2.498 (61,4%) que realizaban este procedimiento reportaron una frecuencia de <1 onquinectomía / mes. La mayoría de los encuestados (2.256 / 3.023 [74,6%]) que realizaron alguna onquinectomía indicaron que habían recomendado alternativas no quirúrgicas. Las técnicas quirúrgicas y estrategias de analgesia variaron mucho, siendo el uso de un bisturí únicamente (1046/1722 [60,7%]) y la administración perioperatoria de opioides inyectables (1933/2482 [77,9%]), lo más comúnmente usado. Las respuestas a ciertas preguntas de opinión en relación con el grado de dolor asociado con la onquinectomía y la recuperación; si quitar las garras es una forma de mutilación, si es necesario en algunos gatos por razones de comportamiento, o es una alternativa necesaria a la eutanasia en algunos gatos; y si las organizaciones estatales deben establecer una prohibición para la onquinectomía difirió significativamente entre los encuestados, principalmente entre los que realizaban o no el procedimiento.
  • La onquinectomía supone un tema controvertido en esta profesión, y esto se refleja en los resultados de la encuesta. En esta muestra, la mayoría de los veterinarios que realizaban el procedimiento indicaban que lo hacían con poca frecuencia, y la mayoría ofrecen alternativas no quirúrgicas al procedimiento