Versión para impresiónVersión para impresión

Abstracts

Evolución espontánea del barro biliar en un periodo de 12 meses en perros identificados con barro biliar por ecografía

DeMonaco SM, Grant DC, Larson MM, Panciera DL, Leib MS.
J Vet Intern Med. 2016 Mar 16
  • El barro biliar se asocia con una dismotilidad de la vesícula biliar  (gallbladder :GB) y con hipersecreción de moco, sugiriendo que existe un vínculo entre la presencia de barro biliar y la formación de mucoceles  en la vesícula biliar. Si el barro biliar progresara a mucocele en la vesícula biliar, estaría justificado un tratamiento  para reducir la producción de barros y su progresión El objetivo de este estudio observacional prospectivo era determinar el curso de barro biliar en 67 perros sanos ≥ 4 años de edad a los que se examinó para barro biliar y entre los que se identificaron a 45 perros afectados.
  • Se realizaron exámenes ecográficos seriados a los 3, 6, 9, y 12 meses para monitorizar el grado de la presencia de barro biliar en base a la proporción de GB que estaba llena (leve [0,01-24,4%], moderada [24,5-49,4%], de moderada a grave [49.5 -74,4%], grave [74,5-100%]), la influencia de la gravedad en el barro, y las dimensiones de la GB.
  • Después de 1 año de seguimiento, el grado de barro en general fue leve (34%), moderado (47%), de moderado a severo (13%), grave (3%) o ausente (3%). No hubo diferencia significativa en la mediana del grado de barro en 1 año (P = 0,36). No hubo cambios significativos en la dependencia del barro respecto a la gravedad en 1 año. Un subconjunto de perros, el 24%, con barro dependiente de la gravedad desarrolló una combinación de barros dependientes y no dependientes. Al final del estudio en un 2% de perros se había resuelto el trastorno del barro, en el 19% hubo una disminución, la situación estuvo estática en el 40%,  aumentó en el 29%, o se volvió recurrente en el 10%.
  • El estudio concluye que la presencia de barro biliar era una situación frecuente, los perros afectados permanecieron asintomáticos, y raramente se convierten en perros sanos en el período de 1 año. Algunos perros desarrollan barros no dependientes de la gravedad en el plazo de 1 año, lo que podría indicar cambios en la consistencia de este barro.