Se encuentra usted aquí

Abstracts

Monitorización de la susceptibilidad antimicrobiana de patógenos aislados de infecciones de tracto urinario en perros y gatos en Europa: Resultados de ComPath

Moyaert H, Morrissey I, de Jong A, El Garch F, Klein U, Ludwig C, Thiry J, Youala M.
Microb Drug Resist. 2017 Apr;23(3):391-403
  • ComPath es un programa paneuropeo de vigilancia antimicrobiana que recoge patógenos bacterianos de perros y gatos no han sido expuestos recientemente a antimicrobianos. En este estudio se presentan los datos de concentración mínima inhibitoria obtenidos utilizando las guías CLSI (Clinical and Laboratory Standards Institute) sobre 616 cultivos de infección del tracto urinario (ITU) recogidos entre 2008 y 2010.
  • Tanto en perros como en gatos, el patógeno más común fue Escherichia coli (59,8% y 46,7%, respectivamente). La actividad antimicrobiana contra E. coli en perros y gatos fue similar con la fluoroquinolona y el trimetoprim / sulfametoxazol, siendo la susceptibilidad > 90%. La susceptibilidad a la ampicilina fue aproximadamente del 80%. Los cultivos que dieron grupo Staphylococcus intermedius (67/437, 15,3%) presentaron alta susceptibilidad antimicrobiana (> 90%) hacia los beta-lactámicos, las fluoroquinolonas y el trimetoprim / sulfametoxazol. Cuatro cultivos de perros (6%) fueron resistentes a la oxacilina y presentaban mecA. Los cultivos de Proteus mirabilis de perros (48/437, 11.0%) presentaron una alta susceptibilidad antimicrobiana (~90%) a la amoxicilina/ácido clavulánico, enrofloxacino y marbofloxacino y una susceptibilidad ligeramente menor (~80-85%) a la ampicilina y la orbifloxacina. Los cultivos de Streptococcus canis (35/437, 8,0%) de perros fueron todos susceptibles a ampicilina y amoxicilina/ácido clavulánico y una susceptibilidad a la marbofloxacina > 90%. Aunque no se observó resistencias, se observó una importante susceptibilidad intermedia tanto para la enrofloxacina (28,6%) como para la orbifloxacina (85,7%).
  • En general, la actividad in vitro de los antimicrobianos, para los patógenos de la UTI de perros y gatos, parece ser alta y con pocas multi-resistencias a fármacos. En perros y gatos, la falta de puntos de ruptura específicos para antimicrobianos importantes como cefovecina, cefalexina e ibafloxacina impide realizar análisis de susceptibilidad para estos agentes.