Abstracts

Pancreas exocrino en gatos con diabetes mellitus

Zini E, Ferro S, Lunardi F, Zanetti R, Heller RS, Coppola LM, Guscetti F, Osto M, Lutz TA, Cavicchioli L, Reusch CE.
Vet Pathol. 2015 Aug 28
  • La pancreatitis se ha descrito en gatos con diabetes mellitus, aunque el número de estudios disponibles en la actualidad es muy limitado. Además, se ha planteado la hipótesis de que la cetoacidosis podía estar asociada con una pancreatitis en los gatos diabéticos. Los objetivos de este estudio fueron investigar si los gatos diabéticos tenían pancreatitis y determinar si la pancreatitis era más frecuente había cetoacidosis. Se recogieron muestras de páncreas post-mortem de 37 gatos diabéticos, incluyendo 15 con cetoacidosis, y 20 gatos control emparejados por edad, sexo, raza, y el peso corporal. Las secciones fueron teñidas con hematoxilina y eosina,  doble marcado para insulina / CD3, insulina / CD20, insulina / mieloperoxidasa,  insulina / PCNA, y  glucagón / Ki67, y de marcaje único para Iba1. Para caracterizar la  pancreatitis se utilizó una puntuación semicuantitativa ya propuesta anteriormente, junto con los recuentos de células inflamatorias.
  • Las puntuaciones de pancreatitis y el número de neutrófilos, macrófagos y linfocitos en el páncreas exocrino no difirieron entre los gatos diabéticos y de control o entre los gatos diabéticos con y sin cetoacidosis. Es importante recalcar que  las células acinares PCNA-positivas estaban incrementadas (P = 0,002) en los gatos diabéticos, en particular en los islotes más cercanos (P <.001). Las células acinares Ki67 positivas se incrementaron solamente cerca de los islotes (P = 0,038). La cetoacidosis no estaba vinculada a la proliferación.
  • Los resultados de este estudio sugieren que, en los gatos diabéticos, la evidencia histopatológica de pancreatitis puede que no sea más frecuente, y que la cetoacidosis puede no estar asociada con la pancreatitis en el momento de la muerte. El aumento de células acinares PCNA positivas podría indicar una mayor proliferación debido a una pancreatitis crónica. La razón de porqué de esta prevalencia de la proliferación de las células acinares que rodean los islotes pancreáticos merecería una mayor investigación.