Se encuentra usted aquí

Se encuentra usted aquí

Gastroenterología

ABSTRACTS

Concentraciones plasmáticas y efectos terapéuticos de la budesonida en perros con enfermedad inflamatoria intestinal


Pietra M, Fracassi F, Diana A, et al.
Am J Vet Res 2013;74: 78-83

En este estudio se evalúa  la farmacocinética y la eficacia clínica de la budesonida en perros con enfermedad inflamatoria intestinal (EII). Se seleccionaron 11 perros de varias razas y peso corporal (media edad + / - SD, 5.7 + / - 3.9 años;), con EII moderada o grave. Cada perro recibió una formulación de liberación controlada de budesonida (3 mg / m (2), PO, q 24 h) durante 30 días. Se midió la concentración de budesonida y su metabolito (16-alfa-hidroxiprednisolona)  en muestras de plasma y orina obtenidas en los días 1 y 8 de tratamiento. La evaluación clínica se realizó, antes y 20-y 30 días después del inicio de la administración del fármaco. La mayor concentración plasmática de budesonida y 16-alfa-hidroxiprednisolona en el día 1 se detectó entre 1 hora y 2 horas después de la administración del fármaco, respectivamente. La relación entre las concentraciones urinarias de budesonida y 16-alfa-hidroxiprednisolona fue 0,006 y 0,012 en el día 1 y 8, respectivamente. La respuesta clínica fue adecuada en 8 de 11 perros. La budesonida fue rápidamente absorbida y metabolizado en perros con EII. El fármaco se fue acumulando gradualmente, y hubo una respuesta terapéutica adecuada y sin efectos adversos

ABSTRACTS

Comparación del manejo de los propietarios y de las complicaciones en 67 gatos con tubos de alimentación con esofagostomía y con gastrotomía endoscópica percutánea.


Ireland LM, Hohenhaus AE, Broussard JD, Weissman BL

J Am Anim Hosp Assoc 2003;39:241-246.

 

El trabajo evalúa de forma retrospectiva el manejo de los propietarios, las complicaciones y facilidades que se presentaban en gatos a los que se les había colocado tubos de alimentación de esofagostomía o de gastrostomía endoscópica percutánea (PEG). Los resultados ponían de manifiesto que ambos tipos de técnicas eran igualmente eficaces para mantener el peso del paciente y las complicaciones eran similares. Todos los propietarios de gatos con tubos de alimentación para PEG estaban satisfechos y un 96% de los que se habían tratado con tubos para esofagostomía también.

ABSTRACTS

Carcinoma pancreático exocrino felino: un estudio retrospectivo de 34 casos.


Linderman MJ, Brodsky EM, de Lorimier LP, et al
Vet Comp Oncol 2012

En este estudio retrospectivo se revisaron 34 casos de carcinoma pancreático exocrino para obtener información sobre la presentación clínica, indicadores de pronóstico, el tiempo de supervivencia y la respuesta a las diferentes terapias. Los signos clínicos más comunes fueron la pérdida de peso, disminución del apetito, vómitos, masa abdominal palpable y diarrea. En 11 gatos se confirmó metástasis. La mediana de supervivencia global fue de 97 días. El tiempo promedio de supervivencia para los pacientes que recibieron quimioterapia o se les extirpó la masa quirúrgicamente fue de 165 días. Los pacientes que presentaban efusión abdominal en el momento del diagnóstico sobrevivieron una media de 30 días. Los gatos que recibieron fármacos anti-inflamatorios no esteroidales tuvieron una supervivencia media de 26 días. Este estudio confirma que el carcinoma de páncreas exocrino en los gatos es un tumor agresivo con una alta tasa de metástasis y con mal pronóstico, aunque tres pacientes sobrevivieron más de 1 año. El quince por ciento de estos gatos eran diabéticos, lo que plantea la cuestión de cuál puede ser el vínculo entre la diabetes y el cáncer pancreático en las personas y los gatos
 

ABSTRACTS

Asociación de las razas en el diagnóstico de shunt portositémico congénito : 2.400 casos (1980-2002)


Karen M. Tobias, Barton W. Rohrbach,

J Am Vet Med Assoc 2003;223:1636–1639

 

El estudio intenta de forma retrospectiva determinar varias proprorciones en el diagnóstico del shunt portosistémico congénito (SPSC) revisando 2.400 casos desde 1980 hasta 2002. El SPSC aparece en el 0.18% de todos los perros y en el 0.05% de perrso mestizos. La proporción de diagnósticos de SPSC aumentó de 5/10.000 perros en 1980 a 5/1000 perros en 2001. Un total de 33 razas tienen una mayor probabilidad de que se les diagnostique un SPSC en comparación con los perros mestizos. Los yorkshire terriers son los que tienen mayor número de diagnósticos. La mayor probabilidad de estas razas apoya la hipótesis de que estas razas tienen una predisposición genética para el SPSC. Hecho que se debe tener en cuenta tanto en la clínica como en la cría.

ABSTRACTS

Adenoma de la glándula duodenal de brunner causando una obstrucción crónica en el intestino en un perro.


Bowen EJ, Mundy P, Tivers MS, Syme HM, Mantis P, Smyth B, Baines SJ.
J Small Anim Pract 2012;53:136-139.

 
En este artículo, los autores describen el caso de una Springer spaniel de 8 años con un historial de vómitos desde hacía 14 meses, con pérdida de peso y letargia, sin respuesta a las terapias instauradas y en la que se detectó, mediante radiografías abdominales y ecografía, una masa intraluminal de tejido blando que se extendía desde el antro pilórico hasta el duodeno proximal. Se extirpó mediante duodenotomía (resultando la curación completa) y en el examen histopatológico se diagnosticó un adenoma de la glàndula de Brunner. También se extirpó otra masa que en el análisis resultó ser un tricobezoar

ABSTRACTS

601. El diagnóstico de gastritis y de infección por organismos helicobacter-like en biopsias endoscópicas de mucosa gástrica canina


Pol.J.Vet.Sci. 9 (1):17-21, 2006.

R. Sapierzyniski, E. Malicka, M. Zmudzka, and A. Cywinska.

 

El objetivo de este estudio era evaluar la prevalencia de organismos helicobacter-like (GHLO) y de gastritis en la mucosa gástrica en perros con desórdenes gástricos. Se obtuvieron muestras de tejido de mucosa gástrica de 30 perros con síntomas gastrointestinales (vómitos, dolor o molestia abdominal o, falta de apetito) durante una serie de endoscopias. Se realizaron exámenes histológicos y se evaluaron los cambios en la mucosa gástrica y la presencia de infección con GHLO y gastritis. Se identificaron infección por GHLO y gastritis en el 63.3 y el 36.6 % de perros respectivamente; otros cambios en mucosa fueron, fibrosis de la lámina propia, cambios degenerativos de las glándulas gástricas e hiperplasia de las células parietales. Este estudio revela que la gastritis diagnosticada por microscopio no es frecuente en perros sometidos a endoscopias. La infección por GHLO puede ser la responsable de algunos casos de gastritis y de hiperplasia de las células parietales en el perro.

ABSTRACTS

Vómitos en perros: una revisión


Elwood, C., Devauchelle, P., Elliott, J., Freiche, V., German, A. J., Gualtieri, M., Hall, E., Den, H. E., Neiger, R., Peeters, D., Roura, X., Savary-Bataille, K.

J. Small Anim Pract. 51, 4-22, 2010.

 

Los autores de este artículo repasan varios aspectos de los vómitos, un signo clínico de común presentación en la práctica clínica con pequeños aniamles. El tratamiento requiere de un abordaje racional que se base en la combinación de una buena comprensión de la patofisiología y la toma de decisiones lógicas. Esta revisión, que evalúa el peso de la evidencia disponible, destaca la fisiología del reflejo del vómito, las causas de la emesis, las consecuencias de los vómitos y el enfoque de la gestión clínica del perro con vómitos. Se discuten la aplicabilidad de las modalidades de las pruebas diagnósticas y el mérito de los enfoques tradicionales de gestión, tales como cambios en la dieta, así como el papel y la utilidad de fármacos, tanto tradicionales como nuevos fármacos anti-eméticos, incluso en circunstancias específicas, como después del tratamiento de drogas citotóxicas. La revisión examina también las áreas en las que la práctica clínica habitual, no necesariamente está apoyada por la evidencia objetiva. Pone de manifiesto como, algunas cuestiones destacables son dignas de más investigaciones clínicas más extensas.

 

ABSTRACTS

Utilidad clínica de la neumogastrografía en perros


Bowlus RA, Biller DS, Armbrust LJ, Henrikson TD.

J Am Anim Hosp Assoc 2005;41:171-178.

 

La neumogastrografía utiliza un medio de contraste negativo como el aire o las bebidas carbonatadas para mejorar la visualización del contenido luminal y la superficie de la mucosa en el estómago, sobre todo en el diagnóstico de las enfermedades gástricas. Esta técnica no ha sido descrita nunca ampliamente en la literatura veterinaria y es un procedimiento que puede proporcionar información adicional que no se obtiene en las radiografías convencionales. El artículo hace una revisión de la técnica y de la bibliografía que se refiere a ella, incluyendo seis casos a modo de ejemplo, para demostrar la utilidad de la neumogastrografía en perros con patologías gástricas

ABSTRACTS

Ulcera Gastroduodenal en gatos: Ocho casos y revisión de la literatura


 

J Feline Med Surg 4[1]:27-42 Mar\'02

J.M. Liptak, G.B. Hunt, V.R.D. Barrs, S.F. Foster, P.L.C. Tisdall, C.R. O\'Brien, R. Malik

 

En este estudio se diagnostican una úlcera gastroduodenal y pérdida sanguínea en ocho casos y se comparan con 25 casos descritos anteriormente Todos los gatos de este estudio se presentaron en una condición crítica. Aunque la anemia era un hallazgo común en casi todos los animales, no se identificaron signos específicos de hemorragia gastrointestinal. Las causas no neoplásicas de las úlceras gástricas felinas tienden a presentar un curso clínico más corto y muestran las úlceras confinadas en el estómago. Al contrario, los gatos con las úlceras asociadas a tumores tienen un curso clínico más prolongado, pérdida de peso, y las úlceras localizadas en estómago en lo que respecta a tumores gástricos y en el duodeno para tumores extra-intestinales. En esta serie de casos, el diagnóstico definitivo fue posible para gatos con neoplasias (tumores gástricos y gastrinoma), sin embargo, fue difícil identificar precisamente la etiología adyacente en gatos con úlceras no neoplásicas. La estabilización rápida con transfusión sanguínea, la resección o debridación quirúrgica, una terapia antiulcerosa y antibiótica, y el tratamiento de la causa adyacente (cando fue identificable) fue exitosa en la mayoría de estos casos. El pronóstico para los gatos a los que se les da el manejo apropiado, depende de la etiología adyacente. Pero incluso los gatos con neoplasias podían ser manejados exitosamente durante periodos prolongados.

ABSTRACTS

Tratamiento quirúrgico de colelitiasis en gatos: un estudio de nueve casos


 

Eich CS, Ludwig LL

J Am Anim Hosp Assoc 2002;38:290-296.

 

El trabajo revisa los signos clínicos, el resultado de los tests diagnósticos y el seguimiento quirúrgico de nueve gatos que fueron sometidos a un tratamiento quirúrgico de colelitiasis. Estos pacientes presentaban vómitos, y deshidratación y algunos de ellos anorexia, ictericia o letargia. Las técnicas que se realizaron fue la colecistectomía, la colecistotomía u otros procedimientos biliares diversos. La mayoría de gatos tenían varios cálculos biliares que eran radiopacos y su composición mayoritaria era de carbonato cálcico. La mayoría de los gatos sobrevivieron una media de 21-24 meses después de la intervención sin ninguna terapia medica adicional. Dos de los gatos que presentaban una lipidosis hepática murieron.