Patologías

Tricuspide, Insuficiencia

ETIOLOGÍA: La insuficiencia de la válvula tricúspide se produce por la incompleta coaptación de las valvas, lo cual produce una regurgitación del contenido ventricular derecho durante la sistolia. Las causas que la producen son las alteraciones en la propia válvula y las dilataciones primarias del ventrículo derecho (cardiomiopatía dilatada o alteración congénita) o secundarias (a un aumento de la presión en la circulación pulmonar). La incompetencia de la válvula evoluciona a una insuficiencia cardíaca derecha (ICD) y después a una insuficiencia cardíaca congestiva (ICC).

PRONÓSTICO: Hay que monitorizar al animal para controlar el peso, el tamaño hepático y la aparición de efusión abdominal, lo cual nos indicará que el proceso está evolucionando agravándose. SÍNTOMAS: Los signos clínicos son los de una insuficiencia cardíaca derecha, los cuales incluyen edemas periféricos, pulso yugular retrógrado y [murmullo característico] valvular. De todas maneras, es rara una única afección de la válvula tricúspide. Generalmente se asocia a una insuficiencia mitral, por lo que la sintomatología es de ICC global. En perros Teckel se han observado alteraciones de la tricúspide de manera solitaria. TRATAMIENTO: Cuando sólo hay lesión de la tricúspide y se produce una ICD, el tratamiento correcto es el de la [insuficiencia cardíaca congestiva], dietético y diurético. El uso de digoxina, vasodilatadores y antiarrítmicos está muy cuestionado en estos casos. Normalmente debe tratarse como una ICC global, porque lo más frecuente es que la válvula mitral esté también afectada.