Esterilizar gata postoperatorio: consejos para postoperatorio exitoso

El espacio de referencia de los veterinarios #somosVETS

Esterilizar gata postoperatorio: consejos para postoperatorio exitoso

Las gatas que son esterilizadas requieren de unos cuidados especiales sobre todo en los días posteriores a la intervención, por lo que es imprescindible conocer algunos consejos y pautas a seguir ante esta situación para el bienestar del animal.

Medicina y cuidados veterinarios

Ventajas de la esterilización

La esterilización es una práctica quirúrgica que se realiza de manera rutinaria en la clínica veterinaria, cuya finalidad es la anulación reproductiva de la hembra mediante la extirpación de las gónadas femeninas (ovariectomía), o la retirada completa de los ovarios y el útero de la hembra (ovariohisterectomía).

↓ Para profundizar en los cuidados y requerimientos nutricionales  de los gatos esterilizados, descarga esta guía gratuita ↓

La eliminación de la capacidad reproductiva de las gatas es el principal objetivo de esta intervención quirúrgica. Sin embargo, existe otra lista de ventajas de la esterilización:

  • Disminuye las probabilidades de desarrollar en un futuro alteraciones hormonodependientes, tales como los tumores de mama.
  • Previene la aparición de piómetras y pseudogestaciones.
  • Previene el desarrollo de cambios conductuales relacionados con la madurez sexual: frotamientos, vocalizaciones y actitudes relacionadas con el celo.

A pesar de la frecuencia con la que se aplica esta técnica, es necesario recalcar la importancia que tienen el manejo y los cuidados de la paciente una vez que ha sido intervenida, ya que existen determinadas complicaciones, como infección de la herida quirúrgica o dehiscencia de la sutura, que pueden evitarse fácilmente.

¿Quieres saber qué hay que tener en cuenta a la hora de decidir si esterilizar o no a un animal de compañía? El Dr. Fernando Mir nos lo explica en los Webinars de Vets & Clinics by Advance, “La esterilización con lupa: una decisión razonada para cada caso”.

Cuidados postoperatorios

En el siguiente apartado se indicarán las distintas prácticas que se deben seguirpara una correcta recuperación de la gata.

           Curas y protección de la herida

Uno de los aspectos fundamentales dentro del manejo postoperatorio de una gata es el mantenimiento de la herida quirúrgica. Debe mantenerse limpia y libre de costra, realizando curas 3 veces al día con productos desinfectantes como la povidona yodada o la clorhexidina, aplicando una suave presión con ayuda de una gasa.

Otro punto imprescindible en esta fase del proceso es la colocación de un collar isabelino o un body que proteja la herida quirúrgica, ya que el paciente intentará lamérsela o quitarse los puntos.

           Medicación

La medicación consiste en la instauración de una pauta antibiótica y antiinflamatoria, de tal manera que se previene la infección de la herida quirúrgica y se intenta evitar, dentro de lo posible, las molestias y el dolor que pueden padecer los pacientes.

Los antibióticos deben pautarse durante, al menos, una semana.

           Alimentación

Teniendo en cuenta los cambios metabólicos que desencadena esta intervención quirúrgica en la gata hay que considerar realizar un cambio de alimentación tras la recuperación de la cirugía.

Las dietas para gatos y gatas esterilizados de Advance se adaptan a las diferentes etapas de su vida: Junior Sterilized, Adult Sterilized y Senior Sterilized. Así como a otras necesidades individuales que pueda tener: Hairball Sterilized, Sensitive Sterilized y Urinary Sterilized Low Calorie.

Estas dietas se basan en un cambio de composición con restricción de energía y un aporte de L-carnitina, que acelera el metabolismo de las grasas y evita que el animal engorde más de la cuenta, controlado así el peso y su condición corporal.

No se debe disminuir su ración diaria, sino realizar un cambio a un alimento específico para animales esterilizados, ya que supondría una disminución de los nutrientes necesarios que debe ingerir la gata en su día a día.

            Manejo

Por último, durante el posoperatorio de la gata se deberá reducir la actividad y evitar que el animal realice movimientos bruscos que puedan poner en riesgo la sutura y la herida quirúrgica.

Cuando haya cicatrizado bien la piel, el paciente deberá aumentar su actividad física para evitar la ganancia de peso.

Conclusión

La esterilización en gatas es un proceso muy común en las clínicas veterinarias que se realiza con el objetivo principal de inhibir reproductivamente al animal. El periodo postoperatorio es importante para evitar complicaciones en la recuperación de la gata, por lo que los cuidados y la protección de la herida, la administración de medicación, el cambio en la dieta y el manejo de la paciente es imprescindible para su pronta recuperación.

 

Descarga los requerimientos nutricionales para gatos esterelizados