Se encuentra usted aquí

Se encuentra usted aquí

Oftalmología

ABSTRACTS

Evaluación de la producción de lágrimas usando el test de Schirmer en gatos clínicamente sanos; efectos de la edad, la etapa de la vida, el sexo, la raza y la castración

Rajaei SM, Faghihi H, Williams DL, Aftab G.
Vet Rec. 2019 May 4

  • El propósito de este estudio fue evaluar los valores de la prueba de producción de lágrimas de Schirmer (STT) y determinar los efectos de la edad, la etapa de la vida, el sexo, la raza y castración o no en la producción de lágrimas en gatos sanos.
  • Se incluyeron y examinaron 343 gatos de pelo corto (DSH) domésticos y gatos persas, de entre 50 días a 18 años de edad. Se usó el STT para medir la producción de lágrimas en ambos ojos de cada gato.
  • El promedio de STT obtenido para los ojos de todos los gatos fue de 14.9 ± 4.8 mm / min. Hubo una diferencia significativa entre los valores de STT en gatos cachorros (≤6 meses) y gatos de otros grupos de edad (P <0,001). Un número sustancial de gatos con ojos clínicamente normales tenía valores de STT inferiores a 10 mm / min. No se encontraron diferencias significativas entre machos (14,7 ± 5,0 mm / min) y hembras (15,1 ± 4,5 mm / min) en los valores de STT (P = 0,46). Sin embargo, sí que se encontraron diferencias significativas entre gatos enteros (14,4 ± 4,2 mm / min) y castrados (16,2 ± 4,1 mm / min) (P = 0,001), y entre valores STT de los gatos DSH (14,6 ± 5,0 mm / min) y los de raza persa (16,5 ± 3.1 mm / min) de la población de estudio (P = 0.001).
  • Este estudio documenta los valores promedio de STT para una población felina numéricamente considerable y demuestra que, a diferencia de lo que ocurre en perros, algunos gatos con ojos clínicamente normales pueden tener valores de STT por debajo de 10 mm / min.
ABSTRACTS

Blefaritis en perros: una evaluación clínica en 102 perros

Weingart C, Kohn B, Siekierski M, Merle R, Linek M.
Vet Dermatol. 2019 Mar 4

  • La blefaritis es un hallazgo común en muchos perros con diversas enfermedades de la piel.
  • Los objetivos del estudio eran establecer una diferenciación de blefaritis canina frente a dermatitis periocular (POD), evaluar los hallazgos clínicos y las enfermedades subyacentes de la blefaritis y documentar los efectos de la blefaritis en la producción de lágrimas.
  • Se incluyeron 102 perros de propietarios particulares con signos clínicos de blefaritis y con un diagnóstico definitivo de la enfermedad cutánea. Se evaluaron prospectivamente los signos clínicos y las enfermedades subyacentes en perros con sólo blefaritis en comparación con perros con blefaritis y POD.
  • Los perros braquicefálicos fueron significativamente más propensos a presentar blefaritis que otras razas. Veinticinco perros tenían sólo blefaritis [tres perros (2,9%) sin y 22 perros (21,5%) con lesión cutánea más allá de la piel periocular]. Setenta y uno de 102 (69%) presentó POD además de blefaritis. En seis casos no fue posible una diferenciación entre blefaritis y POD. Las lesiones típicas incluyeron alopecia/hipotricosis (97%), eritema (93%), edema del párpado (50%) y costras (39,2%). La enfermedad alérgica de la piel (52%) fue la causa subyacente más común de la blefaritis, seguida de enfermedades infecciosas/parasitarias (21,5%), los trastornos autoinmunes (17,7%) y la neoplasia (4,9%). Cuatro perros no pudieron ser asignados a ninguno de estos grupos de enfermedades. Los perros diagnosticados de parasitismo siempre estuvieron acompañados de POD. Se detectó una reducción en la producción de lágrimas en diez de los 53 perros analizados (18,8%).
  • El estudio concluye que es rara la aparición de la blefaritis en ausencia de otras lesiones cutáneas. La causa subyacente más común de blefaritis es una dermatitis alérgica. En todos los casos de blefaritis se debería medir la producción de lágrimas
ABSTRACTS

Signos clínicos, hallazgos de imagen y evolución en 12 casos de oftalmoparesia / oftalmoplejía interna felina

Hamzianpour N, Lam R, Tetas R, Beltran E.
Vet Ophthalmol. 2018 Jul;21(4):382-390En este estudio retrospectivo se describen los signos clínicos, los hallazgos en las imágenes y el resultado de la oftalmoparesia / oftalmoplejía interna felina. Se revisaron los registros médicos entre 2008 a 2015 co

  • En este estudio retrospectivo se describen los signos clínicos, los hallazgos en las imágenes y el resultado de la oftalmoparesia / oftalmoplejía interna felina. Se revisaron los registros médicos entre 2008 a 2015 con unos criterios de inclusión que incluyeron a gatos que se presentaron con oftalmoparesia / oftalmoplejía interna, fueron sometidos procedimientos diagnósticos de imagen y tenían información de seguimiento disponible. En total se identificaron 12 casos de oftalmoparesia / oftalmoplejía interna felina.
  • Nueve gatos tenían afectación unilateral, y 3 bilateral. Los gatos afectados tenían una edad media de 10,54 años (rango 5,75 a 13,17), y estaban afectados ambos sexos de diferentes razas (nueve machos; tres hembras). Se observaron signos clínicos que incluían un estado mental anormal (n = 9; 75%) y anomalías neurológicas adicionales (n = 10; 83%). Se realizaron resonancia magnética y / o tomografía computarizada (IRM / TC) de la cabeza en diez gatos, revelando una lesión masiva con diferentes ubicaciones en todos los casos. En dos gatos se diagnosticó linfoma multicéntrico mediante ecografía abdominal y citología. Los doce gatos fueron sacrificados debido al deterioro de los signos clínicos y / o problemas de calidad de vida. El tiempo medio desde el diagnóstico hasta la eutanasia fue de 3,5 días (rango de 0 a 80 días).
  • El estudio concluye que la oftalmoparesia / oftalmoplejía interna felina rara vez se presenta como único signo clínico en un hospital de referencia. Para alcanzar un diagnóstico definitivo en estos casos pueden ser necesarias imágenes avanzadas (IRM/ TC). Sin embargo, en gatos con signos clínicos sistémicos se recomendaría una ecografía abdominal como prueba diagnóstica menos costosa y menos invasiva para investigar más a fondo la posible etiología de la oftalmoparesia / oftalmoplegia interna antes de la realización de estos procedimientos de imagen. Los casos felinos con oftalmoparesia interna / oftalmoplejía asociada con otros signos intracraneales y / o signos clínicos sistémicos tienen un mal pronóstico

 

ABSTRACTS

Celulitis y abscesos retrobulbares: foco en la concurrencia de otras enfermedades oftalmológicas, a corto y largo plazo, en 41 perros

Fischer MC, Adrian AM, Demetriou J, Nelissen P, Busse C.
J Small Anim Pract. 2018 Sep 12

  • En este estudio se describen enfermedades oftalmológicas concurrentes en perros con celulitis y abscesos retrobulbares. Se realizó un análisis retrospectivo de registros clínicos de perros con inflamación retrobulbar y se identifcaron 41 perros. De estos, 23 se presentaron con abscesos y dos con sialoadenitis cigomática. El diagnóstico se basó en la ecografía orbital, Resonancia Magnética, TAC y el examen citológico y microbiológico de muestras de líquidos o tejidos. El tratamiento consistió en la eliminación de los líquidos mediante aspiración con aguja fina eco-guiada a través de la fosa pterigopalatina u orbitotomía. Los pacientes recibieron antibióticos sistémicos (excepto uno con sialoadenitis), glucocorticoides, antiinflamatorios no esteroideos, opioides y terapia de fluidos.
  • En la presentación inicial, hubo una o más complicaciones oftalmológicas en 19 perros (46%), que incluyeron oftalmoplejía interna (n = 5), ceguera debida a daño del nervio óptico (n = 5), parálisis del nervio facial (n = 3), prolapso del glándula del tercer párpado (n = 3), ulceración corneal (n = 8), uveítis anterior (n = 4), coriorretinitis (n = 3), desprendimiento de retina (n = 2) y aumento de la presión intraocular (n = 7). De 33 pacientes se pudo obtener información sobre las complicaciones oftalmológicas después del cese de la inflamación activa. Hubo una o más enfermedades concurrentes en 10 casos (30%): además de los déficits neurológicos persistentes y el prolapso de la glándula del tercer párpado reportados en la presentación inicial, se diagnosticaron, déficits visuales después de la reinserción retiniana (n = 2), pérdida de la sensibilidad corneal = 1), edema corneal (n = 1), fibrosis corneal (n = 4), lipidosis corneal (n = 1) y estrabismo después de sospecha de fibrosis (n = 2).
  • En base a los resultados del estudio, los autores demuestran que las complicaciones oftalmológicas en pacientes con inflamación retrobulbar son comunes, y esto indica que estos pacientes deben someterse a una evaluación oftalmológica y seguimiento minuciosos
ABSTRACTS

Evaluación retrospectiva de las masas palpebrales en perros tratados con citorreducción y crioterapia: 46 casos

Zibura AE, Henriksen ML, Rendahl A, Lim CC, Reilly C.
Vet Ophthalmol. 2018 Jul 27

  • Este estudio retrospectivo evalúa la frecuencia y el tiempo de recurrencia de las masas caninas palpebrales tratadas con citorreducción y crioterapia. Se revisaron los registros médicos de los perros que fueron sometidos a citorreducción y crioterapia para eliminar masas palpebrales de diciembre 2010 a noviembre 2015 en el Centro Médico Veterinario de la Universidad de Minnesota. Se utilizó una encuesta telefónica con los propietarios para determinar la recurrencia y el tiempo hasta la recurrencia.
  • Se incluyeron 46 masas (31 perros). Las masas evaluadas, incluyeron 17/46 adenomas (37%) carcinomas de 8/46 (17,4%), papilomas 6/46 (13%), masas inflamatorias 6/46 (13%), mixto de adenoma-papilomas 6 / 46 (13%), mixto de epitelioma-papilomas 2/46 (4.4%) y melanocitoma 1/46 (2.2%). De las siete masas que se observaron que recurrían (7/46, 15,2%), tres eran adenoma-papilomas (tres de los seis adenomas-papilomas, 50%), dos fueron epiteliomas fueron (dos de los ocho epiteliomas, 25%), uno fue un papiloma (uno de los seis papilomas, 16.7%), y uno fue un melanocitoma (uno de un melanocitoma, 100%). El tiempo promedio de recurrencia fue 367,9 días [rango: 30-904 días]. Se encontró una asociación significativa entre el tipo de tumor y la recurrencia (p = 0,009). Los adenomas fueron significativamente menos propensos a recurrir (p = 0,017), y los mixtos de adenoma-papilomas tuvieron una probabilidad significativamente mayor de recurrencia (p = 0,001).
  • En base a estos datos, los autores sugieren que la citorreducción de volumen y crioterapia es un método eficaz de tratamiento para masas palpebrales en perros con una recurrencia, en este estudio, del 15,2% y una media de tiempo de recurrencia de 367.9 días. Los resultados también sugieren que las masas mixtas adenoma-papiloma tienen una tasa de recurrencia significativamente mayor que otras masas palpebrales, mientras que no observó recurrencia de los adenomas en ninguna población en este estudio.
ABSTRACTS

Comparación de la presión intraocular y diámetro pupilar después de la sedación con acepromacina o dexmedetomidina en perros sanos

Micieli F, Chiavaccini L, Lamagna B, Vesce G, Santangelo B.
Vet Anaesth Analg. 2018 Jun 2

  • El objetivo de este estudio era comparar la presión intraocular (PIO) y el diámetro pupilar (DP) después de la administración intravenosa (IV) de dexmedetomidina y acepromazina en perros. Para este estudio experimental aleatorizado prospectivo, se seleccionó un grupo de 16 perros adultos sanos de mediana edad (media ± desviación estándar) de 4,9 ± 3,3 años y un peso de 15,7 ± 9,6 kg, en los que se excluyó cualquier enfermedad oftálmica preexistente. Se administró hidrocloruro de dexmedetomidina IV (0,002 mg/kg; DEX) o acepromacina maleato (0,015 mg kg/1; ACE) al azar a 16 perros (ocho por grupo). En el momento basal, en el momento de la inyección, y 5, 10, 15, 20 y 25 minutos después de la inyección, se midieron PIO y DP utilizando tonometría de aplanación y el test de Schirmer, y también se midieron la frecuencia cardíaca (FC), las presiones sistólica (PAS), media (PAM) y diastólica (PAD) y la frecuencia respiratoria (FR). Un solo oftalmólogo, ajeno al tratamiento, realizó todas las mediciones.
  • La PIO fue significativamente menor en los perros en el grupo DEX comparado con el grupo ACE a los 10, (p < 0.01) y 15 minutos (p < 0.01) después de la inyección. El DP fue significativamente menor comparado con el momento basal durante todos los momentos del estudio (p<0.01) en ambos grupos. Los perros del grupo DEX mostraron una FC (p <0,01) y una FR (p<0,01) significativamente menor , y una PAS (p <0,01), y PAD (p <0,01) significativamente mayor en todos los puntos, y una PAM mayor (p <0,01) durante los primeros 15 minutos después de la inyección del fármaco, en comparación con el grupo ACE.
  • Según estos resultados, los autores sugieren que la premedicación con dexmedetomidina IV disminuye la PIO en comparación con la acepromazina IV. Además, ambas drogas causan miosis.

 

ABSTRACTS

Incidencia y caracterización de la endoftalmitis de inicio agudo postoperatoria de origen bacteriano o estéril en perros después de la facoemulsificación electiva:1447 casos (1995 – 2015)

Ledbetter EC, Spertus CB, Kurtzman RZ.
J Am Vet Med Assoc. 2018 Jul 15;253(2):201-208

  • El objetivo de este estudio era caracterizar y determinar la incidencia de la endoftalmitis de inicio agudo (desarrollo ≤ 6 semanas después de la cirugía) de tipo infeccioso o estéril postoperatoria en perros después de la cirugía electiva de cataratas. Se evaluaron de forma retrospectiva 2.630 ojos de 1.447 perros que se sometieron a cirugía electiva de cataratas unilateral o bilateral por facoemulsificación en la Universidad de Cornell desde 1995 hasta 2015. De los registros médicos se recopilaron datos acerca de la reseña del perro, hallazgos clínicos, resultados de pruebas de diagnóstico, ojos afectados, enfermedades sistémicas importantes concurrentes, tratamientos y resultado clínico.
  • La endoftalmitis infecciosa se desarrolló en 4 ojos de 4 perros durante el período de seguimiento, representando el 0.15% de los ojos y el 0.28% de los perros que se sometieron a esta cirugía. La endoftalmitis estéril unilateral se desarrolló en 3 (0.11%) ojos de 3 (0.21%) perros. Todos los casos de endoftalmitis infecciosa fueron unilaterales y en ojos con pseudofáquia después cirugías bilaterales de cataratas. Los signos clínicos consistentes con endoftalmitis infecciosa se desarrollaron con una mediana de 18 días después de la cirugía e incluyeron hipopion marcado y progresivo. De muestras que se obtuvieron de humor acuoso y vítreo se obtuvieron resultados de Staphylococcus o Streptococcus spp. Todos los ojos con endoftalmitis infecciosa respondieron mal al tratamiento médico y fueron enucleados. En 2 ojos con endoftalmitis infecciosa, se identificó histológicamente una no unión de la incisión corneal con crecimiento invasivo epitelial que se postuló como la ruta de entrada bacteriana al globo.
  • Los autores muestran que, en los perros de este estudio, la endoftalmitis bacteriana después de la facoemulsificación electiva fue poco común. La introducción de bacterias en el ojo puede ocurrir durante la propia cirugía o en el período postoperatorio a partir de incisiones corneales que no se curan con normalidad.
ABSTRACTS

Microbiota del saco conjuntival de 120 gatos sanos

Büttner JN, Schneider M, Csokai J, Müller E, Eule JC.
Vet Ophthalmol. 2018 Aug 10

  • El objetivo de este estudio era describir la microbiota bacteriana y fúngica de la conjuntiva de gatos sanos, así como los factores que influyen en esta microbiota. Además también se quería evaluar el perfil de resistencia a los antimicrobianos y analizar el uso de medicamentos antimicrobianos apropiados. Se obtuvieron muestras conjuntivales mediante hisopos secos o prehumedecidos de ambos ojos de 120 gatos sanos y se realizaron cultivos aeróbicos y anaeróbicos para bacterias y hongos. Se realizó pruebas de susceptibilidad bacteriana in vitro. Se evaluaron los efectos de la edad, el sexo, la raza, la estacionalidad, el entorno de vida y la técnica de extracción de muestras sobre la frecuencia y la composición del aislamiento microbiano.
  • En 49 de 120 gatos (40.8%) y 73 de 240 hisopos (30.4%), se aislaron microorganismos. De microorganismos los aislados, el 71% (61/86) fueron bacterias Gram-positivas, el 26% (22/86) fueron bacterias Gram-negativas, y el 3% (3/86) fueron hongos. Staphylococcus felis (17/86; 19.8%) fue la especie aislada más comúnmente. Moraxella osloensis (5/86; 5,8%) fue la especie Gram negativa más frecuente. La estacionalidad tuvo una influencia estadísticamente significativa (P = 0.04) en la frecuencia del aislamiento. El uso de hisopos prehumedecidos aumentó significativamente la tasa de detección de bacterias Gram-positivas (P = 0.03). Las pruebas de susceptibilidad in vitro mostraron una alta eficacia de cloranfenicol, gentamicina, pradofloxacina y enrofloxacina.
  • Los autores muestran que la microbiota aislada en este estudio se alinea con estudios previos realizados en otros países, aunque aquí se observó una mayor diversidad bacteriana, y se aislaron más especies Gram-negativas. El muestreo con torunda debería realizarse preferiblemente con hisopos prehumedecidos. Los antimicrobianos tópicos gentamicina y cloranfenicol son terapias adecuadas para el tratamiento de primera línea.
ABSTRACTS

Comparación de la eficacia de unas gotas oftálmicas con tacrolimus al 0,03% diluidas en aceite de linaza y en aceite de oliva para el tratamiento de la queratoconjuntivitis seca en perros

Zulim LFDC, Nai GA, Giuffrida R, Pereira CSG, Benguella H, Cruz AG, Foglia BTD, Batista ADS, Andrade SF.
Arq Bras Oftalmol. 2018 Jul-Aug;81(4):293-301

  • En este estudio se compara la eficacia de unas gotas oftálmicas con tacrolimus al 0,03% diluidas en dos vehículos diferentes (aceite de linaza y aceite de oliva) para el tratamiento de la queratoconjuntivitis seca (KCS) en perros. Se incluyeron un total de 60 perros que se dividieron en un grupo de 20 perros sanos de control, y otro grupo de 40 perros diagnosticados con KCS bilateral y asignados aleatoriamente a los grupos TO (tacrolimus en aceite de oliva) o TL (tacrolimus en aceite de linaza). Se llevaron a cabo diversos exámenes oftalmológicos, el test de Schirmer-1 (STT-1), Tiempo rotura del film lacrimal, (Tear Film Break-up Time :TBUT) y Test de Fluoresceína (FT) con periodicidad mensual, junto con exámenes citológicos e histopatológicos al comienzo y al final del estudio.
  • Los signos clínicos, las úlceras corneales, los valores de STT-1 y TBUT mejoraron en ambos grupos después de un mes de tratamiento. El examen citológico al final del estudio mostró una disminución de los recuentos de linfocitos, neutrófilos, células metaplásicas y escamosas en ambos grupos, mientras que el análisis histopatológico mostró una disminución en los linfocitos y neutrófilos y un aumento en la densidad de células caliciformes (células / mm2). Las disminuciones en el recuento de neutrófilos fueron más significativas (p <0.05) en el grupo TL todos los exámenes realizados.
  • Los autores concluyen que las gotas oftálmicas con tacrolimus al 0,03%, tanto diluidas en aceite de oliva como en aceite de linaza fueron efectivas en el tratamiento de la queratoconjuntivitis seca. Ninguno de los parámetros evaluados difirió significativamente entre los dos grupos, a excepción del recuento de neutrófilos, que fue significativamente menor en el grupo TL. Por lo tanto, el aceite de linaza se puede considerar como un diluyente alternativo para las gotas oftálmicas de tacrolimus.
ABSTRACTS

Manejo medico de keratitis ulcerosa profunda en gatos: 13 casos

Martin de Bustamante MG, Good KL, Leonard BC, Hollingsworth SR, Edwards SG, Knickelbein KE, Cooper AE, Thomasy SM, Maggs DJ.
J Feline Med Surg. 2018 May 1

  • En esta serie de casos, se describen 13 gatos diagnosticados con queratitis ulcerosa profunda y que se manejaron médicamente con éxito sin procedimientos de injerto.
  • El tratamiento típico que se utilizó consistía en la aplicación tópica frecuente de suero y antibióticos (generalmente una fluoroquinolona y una cefalosporina). Siete gatos también recibieron antibióticos sistémicos. La analgesia se logró utilizando diversas combinaciones de atropina tópica y buprenorfina sistémica, robenacoxib o corticosteroides. Seis gatos fueron hospitalizados por un período mediano de 2.5 (rango 1-8) días, generalmente debido a la administración frecuente de medicamentos.
  • La mediana del tiempo de seguimiento fue 41.5 (rango: 9-103) días. La mediana del número de exámenes de revisión fue 4 (rango: 2-6). La mediana del tiempo para la re-epitelización corneal fue de 21 (rango: 9-103) días. La mediana de la duración de los antibióticos tópicos fue de 29,5 (rango: 16-103) días. La mediana de la duración del uso del collar isabelino fue de 28 (rango: 13-73) días. En el momento de escribir este artículo, en 10 gatos, no se habían recomendado nuevos exámenes; la mediana del tiempo entre los exámenes iniciales y finales en estos gatos fue de 35 (rango: 20-103) días. Todos los gatos conservaron los globos oculares afectados y aparentemente, no molestaban y había visión en el último examen de revisión.
  • Los autores muestran que el manejo médico agresivo es altamente exitoso en estos gatos seleccionados con queratitis ulcerosa profunda, y se puede llegar a tener un globo ocular cosméticamente aceptable, aparentemente cómodo y con visión. Sin embargo, la terapia es bastante intensiva, que implica la administración frecuente de múltiples medicamentos tópicos y, a veces, vía sistémica, y requiere múltiples visitas veterinarias durante muchas semanas. Es recomendable, por lo tanto, derivar estos casos a un oftalmólogo veterinario para considerar la necesidad o no quirúrgica, ya que no todos los casos pueden ser susceptibles de la terapia médica.