Calicivirus felino tratamiento e infecciones de la superficie ocular

Las lesiones de la superficie ocular en los gatos están causadas en su mayoría por el herpesvirus felino; el calicivirus felino también puede ser el responsable de enfermedades oculares, además de asociarse con infecciones a otros niveles como son el tracto respiratorio y la cavidad oral.
calicivirus felino tratamiento
Imagen de Vets Affinity

Introducción

El calicivirus felino (FCV) es un virus RNA causa de infección frecuente en los gatos a nivel del tracto respiratorio, digestivo y en la conjuntiva ocular. Raramente sigue un curso fatal, sin embargo, recientemente se han descrito cepas muy virulentas (V-FCV) que causan alopecia, úlceras cutáneas, edema subcutáneo y alta mortalidad en los gatos afectados.


Guía PDF gratis: Funcionamiento y estructura del sistema gastrointestinal [Fisiopatología gastrointestinal del perro y el gato]

 

 

Asociación con otros virus

La infección por FCV es muy frecuente en los gatos con enfermedades del tracto respiratorio superior, ya sea como agente infeccioso único o en combinación con otros agentes patógenos (FHV-1, Chlamydophila felis, Mycoplasma spp) y por lo tanto es una causa potencial de lesiones de la superficie ocular durante las mismas.


A pesar de que el herpesvirus (FHV-1) es la causa más frecuente de enfermedades oculares en el gato provocando una conjuntivitis bilateral y de forma característica una úlcera corneal dendrítica, no hay que olvidar el calicivirus felino (FCV) como otra potencial causa. Como norma general la infección por herpesvirus felino provoca signos más graves pero la clínica es similar, y el FCV afecta además a pulmón y cavidad oral debido a su tropismo por parénquima pulmonar y epitelio orolingual.

No obstante, la única prueba diagnóstica definitiva es el análisis por PCR sobre una muestra recogida proveniente de secreciones conjuntivales, nasales u orales, así como raspado corneal o incluso biopsia.

Además, se ha demostrado que FHV-1 y FCV virulentos pueden estar presentes en córneas de ojos felinos clínicamente normales, siendo la dexametasona un factor facilitador de la diseminación viral.

 

Clínica del calicivirus felino

Los animales afectados por el FCV presentan síntomas variables según la virulencia del virus y los factores del huésped.

Los signos clínicos más característicos de esta infección son:

  • Afectación ocular en forma de conjuntivitis, en ocasiones erosiva.
  • Afectación vías respiratorias altas, especialmente en gatos jóvenes. En función del estado de inmunización del gato, el virus puede provocar una neumonía. La duración es de entre 1-2 semanas (para obtener más información sobre la rinotraqueitis felina haz clic aquí).
  • Afectación orolingual con aparición de úlceras y vesículas y gingivoestomatitis crónica. Como consecuencia presentan sialorrea, halitosis, disfagia, etc.
  • Secreciones nasales, oculares y bucales (si quieres más información sobre la gingivitis en gatos haz clic aquí).
  • Anorexia debido al dolor en la boca provocado por las lesiones ulcerosas.
  • Fiebre.     
  • Si se produce diseminación sistémica puede provocar artritis y/o cojera por el depósito de inmunocomplejos en la membrana sinovial.

Los gatos afectados de FCV pueden desarrollar una infección crónica, convirtiéndose en portadores. Pueden sufrir reactivaciones cuando el animal padece algún tipo de estrés (enfermedades, cirugía). La replicación tiene lugar en las mucosas nasales, traqueales, conjuntivales, así como en pulmón o mucosa oral, lo que explica la amplia sintomatología clínica. La transmisión es básicamente por contacto directo.

 

Calcivirus felino tratamiento

El tratamiento de las infecciones por calicivirus felino depende del tejido afectado, con medidas sintomáticas y de soporte.

Tanto en caso de neumonía, como de conjuntivitis purulenta y gingivoestomatitis está indicado el tratamiento antibiótico para evitar las infecciones bacterianas sobreañadidas.

El único tratamiento preventivo es la vacunación, la cual tiene un papel protector para las infecciones del tracto respiratorio superior y la gingivoestomatitis, pero no para la conjuntivitis. No hay que olvidar que a pesar de que el gato esté vacunado, en el caso del calicivirus, ya que existen distintas cepas, el gato puede presentar síntomas leves tras la exposición al virus.

 

Post relacionados:

 

fisiopatología gastrointestinal: estructura y funcionamiento

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es necesaria para saber que no eres un robot y tu comentario no es spam
6 + 1 =
Resuelva este simple problema matemático y escriba la solución; por ejemplo: Para 1+3, escriba 4.
Descubre nuestras guías
Recibe las últimas novedades y consejos en veterinaria
fisiopatología gastrointestinal: estructura y funcionamiento