Diferencias entre productos veterinarios y alimentos naturales

La alimentación para nuestras mascotas ha ido variando con el paso del tiempo. Desde el inicio de la domesticación hasta la actualidad la alimentación que han ido recibiendo ha ido evolucionando para ofrecerles la mejor nutrición posible. Analizaremos cómo podemos ofrecer esta mejor nutrición sabiendo que disponemos desde productos veterinarios especializados hasta los propios alimentos naturales.
productos veterinarios
Imagen de Vets Affinity

La alimentación y correcta nutrición de nuestras mascotas es un pilar fundamental de cara a conservar su salud y prevenir enfermedades. La evolución de los alimentos que se han ido ofreciendo a las mascotas es espectacular y cada vez más avanzada y en rápido cambio.


En este contexto hay personas que pueden dudar entre qué alimentos proporcionar a su mascota: ¿productos veterinarios y dietas especializadas o alimentos naturales? Intentaremos contestar a esta pregunta en las siguientes líneas.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que los alimentos naturales pueden no pasar los mismos controles de calidad y excelencia a los que se someten las dietas especializadas y los productos veterinarios. Los alimentos naturales que podemos tener en casa, además, son engorrosos a la hora de confeccionar un menú, son menos económicos y tienen una alta probabilidad de caer en deficiencias nutricionales dado los complejos conocimientos que se requieren para poder diseñar una dieta específica para las diversas situaciones evolutivas que padece el animal. Se tendría que realizar una selección diferente de múltiples alimentos según el estado nutricional, la edad, la situación clínica…siendo difícil, poco económico y con una alta tasa de fracaso.

 

[Descubre cómo hacer presentaciones memorables] ¡Fórmate! Son parte importante del trabajo del profesional veterinario.

 

Por el contrario, en la actualidad, los nutricionistas veterinarios han conseguido productos veterinarios y dietas bien formuladas, completas y que se encuentran sometidos a diversos controles de seguridad. Incluyen el contenido necesario de grasas, proteínas, fibra…según la etapa evolutiva y clínica en la que se encuentre nuestro animal. Existen dietas para cachorros, senior, razas pequeñas, grandes, medianas, para prevenir la obesidad, para estómagos sensibles y también múltiples gamas médicas que permiten adaptar la nutrición a las diferentes patologías que pueden tener nuestros animales. Por ejemplo, existen dietas específicas para animales con insuficiencia renal, baja en proteínas y fósforo. En este ejemplo, se trata de una dieta adaptada que elimina partes negativas para el animal (residuos nitrogenados) y que además se encuentra enriquecida con diferentes vitaminas, intentando prevenir el avance de la enfermedad renal e incrementando la calidad de vida del animal.

Además, la demanda social de una disminución de productos procesados ha hecho que los nutricionistas confeccionen dietas basadas en productos naturales, ecológicos y bajos en cereales, sin olvidar los principios que citamos anteriormente: productos sometidos a controles específicos y de seguridad que explican los objetivos de los mismos y que sean completos y específicos para la situación clínica del animal.

Así pues, de cara a preservar y mejorar la salud de nuestros animales deberíamos confiar en dietas y productos veterinarios que son seguros, específicos y completos sin correr el riesgo de confeccionar dietas a partir de alimentos naturales que se encuentran sin control y con amplias posibilidades de caer en dietas deficitarias o incorrectas para la situación de nuestros animales.

Si te interesa la gestión, conoce más sobre la regulación de los productos veterinarios, así como la gestión económica de los productos y la clínica veterinaria.

 

Post relacionado: 

 

Ficha de evaluación: Movilidad articular del perro

Ficha de evaluación: Movilidad articular del perro
Recibe las últimas novedades y consejos en veterinaria
Descubre nuestras guías