Miositis perros. Breve revisión

La miositis en el perro es una patología que afecta al músculo y que puede tener diversas etiologías. Existen miositis infecciosas, traumáticas e inflamatorias, siendo éstas últimas normalmente secundarias a una patología autoinmune. A continuación realizamos un análisis de las principales etiologías de miositis autoinmune en el perro.
miositis perros
Imagen de Vets Affinity

Las miositis inmunomediadas en el perro son un conjunto de patologías que se caracterizan por presentar una respuesta inmunitaria contra el tejido muscular que condiciona un infiltrado de células inflamatorias en los músculos con la correspondiente pérdida de fibras musculares y debilidad. En el perro, existen dos patologías inmunomediadas causantes de miositis: La polimiositis (y dermatomiositis cuando existen lesiones cutáneas características) y la miositis de los músculos masticadores.


 

Miositis de los músculos masticadores

La miositis de los músculos masticadores, también llamada miositis eosinofílica es una patología inflamatoria que afecta a los músculos masticadores causando una atrofia de los mismos. Su etiología autoinmunitaria se plantea debido a que en algunos estudios se han detectado anticuerpos anti músculo en el suero de los perros afectados, los cuales identifican específicamente antígenos en las fibras M2 de los músculos masticatorios lo que explica la selectividad de la afectación muscular. Además a nivel histológico presentan infiltrado inflamatorio y correcta respuesta a los inmunosupresores. Dentro del infiltrado inflamatorio se observan eosinófilos, lo que explica el segundo nombre de esta enfermedad.

 

Descarga gratis aquí la ficha de evaluación para determinar la movilidad  articular del perro

 

Existen dos formas de presentación: Una forma aguda y una crónica. En la forma aguda predominan los síntomas inflamatorios, dolor y fiebre, mientras que en la forma crónica predomina la sintomatología debida a la atrofia muscular. A pesar de las dos formas descritas, la mayoría de perros acuden a la consulta por un problema de trismus o pérdida de masa muscular a nivel bucal.

Dado que la sintomatología se localiza exclusivamente a nivel bucal, debemos conocer también el conjunto de patología a ese nivel y cuandos e se encuentra indicada su derivación a un especialista

El tratamiento de la misma son inmunosupresores a dosis elevadas (corticoides) hasta el control del proceso, pudiendo retirarse progresivamente si hay correcta evolución. El pronóstico es generalmente favorable, aunque muchos perros requerirán de tratamiento a largo plazo.

 

Polimiositis

La polimiositis es un tipo de miopatía inflamatorio autoinmune que se presenta, al contrario que la miositis de los músculos masticadores, como una forma más generalizada de afectación muscular. Principalmente afecta a los músculos de las extremidades y se ha descrito una predisposición de la misma en adultos de razas grandes1. Además, se ha descrito asociada a otras enfermedades como pueden ser enfermedades neoplásicas, otras enfermedades autoinmunitarias (como el lupus eritematoso sistémico) o incluso como un fenómeno parainmunitario en relación a infecciones (secundaria a infecciones por toxoplasma, virus…).

Típicamente la sintomatología de la polimiositis se evidencia durante el ejercicio. Los perros afectados presentan debilidad durante la realización de movimientos pudiendo presentar otros síntomas asociados si hay afectación orgánica específica como por ejemplo la regurgitación por megaesófago. Al igual que en la miositis de los músculos masticadores, la polimiositis puede presentarse en una forma más aguda, siendo más frecuente la fiebre y afectación general del perro, o una presentación crónica con atrofia muscular predominante.

El tratamiento es similar a la miositis de los músculos masticadores siendo el tratamiento de elección los corticoides a dosis inmunosupresoras con buena respuesta a los mismos pero, al igual que en la patología anterior, muchos perros deben de mantener tratamiento a largo plazo para evitar recaídas. En casos de mala respuesta, se pueden iniciar otros inmunosupresores (azatioprina…)

 

Conclusión

Las miopatías inmunomediadas en el perro son enfermedades que afectan al músculo esquelético produciendo debilidad cuyo mecanismo patogénico es inmunológico, siendo desconocido por el momento el agente causal con certeza. Dado que se afecta el músculo, la atrofia del mismo puede producirse presentando cambios estéticos y en el volumen muscular, por lo que tanto para el seguimiento del perro como para detectar la patología valorar el estado corporal del perro es crucial.

El tratamiento de las mismas es con inmunosupresores presentando buena respuesta al mismo, aunque no hay que olvidar la atención integral del perro, por lo que habrá que prestar detalle a la dieta, el ejercicio físico…presentando en la mayoría de los casos una correcta recuperación funcional.

 

  1. Massey J, Rothwell S, Rusbridge C, Tauro A, Addicott D, Chinoy H et al. Association of an MHC Class II Haplotype with Increased Risk of Polymyositis in Hungarian Vizsla Dogs. PLoS ONE. 2013;8(2):e56490.

 

POST RELACIONADOS:

 

Inmunonutricion en cachorros

 

New Call-to-action
Recibe las últimas novedades y consejos en veterinaria
Descubre nuestras guías